Desvirgué a la pendeja trola de mi novia y después de eso, no paré hasta dejarle rotos todos los agujeros que tiene la zorra.
DESCARGAR VÍDEO
102 visitas
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sé el primero en votar)
Cargando…
Desvirgué a la pendeja trola de mi novia y después de eso, no paré hasta dejarle rotos todos los agujeros que tiene la zorra.

Cuando por fin me habilitó la concha la zorrita de mi novia, para mí fue como tocar el cielo con las manos. La mina era virgen así que me costó hacer que me entregara la argolla de una buena vez. Más de una vez la pendeja me calentó la pija pero cuando llegaba el momento de concretar, se hacía la sota y me dejaba con la leche hasta la cabeza. El día que me la cogí por primera vez, yo estaba tan caliente que no pude evitar garchármela como loco. Ni tiempo le di a que se le mojara bien la conchita, sino que directamente le enterré la pija por la cajeta. Tanto me gustó romperle la almeja de una que me propuse ir por el resto de sus agujeros y no parar hasta dejárselos hechos una flor.

Ver comentarios

Comentarios

Embed